Distrito de Omate

El distrito fue creado en los primeros años de la República. Este valle se encuentra enclavado en la Cordillera Occidental de los Andes, entre los nevados Coylanto y Paylogen y los cerros Junín y Cerro Blanco. Su caprichosa orografía es el resultado de la intensa actividad volcánica que se desarrolló en la zona, tal como lo demuestran los bancos de material volcánico que la cubren. Se ubica a 147 km al norte de la ciudad de Moquegua (6 horas en auto); y a 129 km al sureste de la ciudad de Arequipa (4 horas en auto).

Se puede observar gran variedad de aves, mientras en la zona del río Tambo se encuentran crustáceos como el camarón. Actualmente, sus 17 centros poblados se dedican a la fruticultura y en menor escala a la ganadería.

Cuenta con inigualables recursos turísticos y condiciones apropiadas para practicar deportes de aventura como la caza, pesca, canotaje artesanal, rigurosas caminatas entre otros. Además ofrece un aire puro, en bellos parajes donde puede descansar y disfrutar a plenitud de su inconfundible tranquilidad.

Semana Santa Patrimonio Cultural de la Nación

La tradicional Semana Santa de Omate, declarada como "patrimonio Cultural de la Nación".

En la escenificación de la procesión del Domingo de Ramos, se contó con la participación de un centenar de arcos florales y las autoridades locales. La imagen de Jesús recorrió más de un kilómetro desde el sector de Mollojo hasta la iglesia San Lino y montado en su borrico.

A lo largo de la presente semana se desarrollarán diversas actividades como la procesión del Señor de las Piedades, de tamaño natural cuya imagen original fue traída por los españoles y sobrevivió a la erupción del volcán Huaynaputina. También destaca la procesión del miércoles en donde Jesús se encuentra con su madre camino al calvario.

En esta procesión denominada "El Encuentro", participan las imágenes de Jesús y San Juan Bautista que es cargado exclusivamente por hombres y las imágenes de María y la Verónica que es cargada solo por mujeres, siendo el punto de encuentro la Plaza de Armas sobre una enorme alfombra construida por la Policía Nacional.

El jueves comienza la construcción de las tradicionales "Posas", altares enormes que sobrepasan los 30 metros de altura, y son edificadas en base a madera e ingenio en un total de siete, las cuales son visitadas por el Santo Sepulcro en la procesión del Viernes Santo, las cuales lucen de negro hasta la medianoche del domingo en que se cambian por el color rojo en señal de victoria de Jesús sobre la muerte.

PATRIMONIO
La Semana Santa de Omate, fue declarada Patrimonio Cultural de la Nación por el Instituto Nacional de Cultura, el 10 de julio del 2010.

Se sustenta en su importancia local y regional, riqueza de contenidos y originalidad. Señala que la particularidad de esta Semana Santa es la elaboración de las posas, arcos florales, procesión de la Virgen el sábado y el uso de imágenes de más de cuatro siglos de antigüedad.

La imagen protagónica de esta fiesta, el Señor de las Piedades de Quinistacas, fue traída de España hacia en los años 1950.